Dicen que un Yuyo no es agradecido y no conoce a los que le ayudaron

El Pichanguero empieza la semana con las pilas cargadas y bien enterado de las saliditas de expeloteros que ya han dejado las canchas, pero no los pomos.

El Pichanguero empieza la semana con las pilas cargadas y bien enterado de las saliditas de expeloteros que ya han dejado las canchas, pero no los pomos.

ES HORA DE DISPARAR... Qué tal causitas. Y los dires cheleros manyan su cuento, no solo porque movieron cielo y tierra para que el partido se juegue sobre las cuatro de la tarde, sino que salieron con micas igualitas a las del local y lograron que el choque se retrase un cuarto de hora más y el pitazo inicial llegó cuando el astro rey casi ya se había ido. Así arrancamos con las últimas de nuestra pelotita.

TAMBIÉN DE PUEDE INTERESAR: Alianza Lima venció 2-0 a Universitario y se quedó con el primer clásico del año

La hermana de la popular Provocación contó algunas intimidades de la relación entre la voleibolista y el papá del Gato que está encerrado por líos con la justicia. Resulta que éste nunca quiso que su hijo se case con la modelito, porque la veía poca cosa para su engreído. Y esa fue la razón por la que la exchica reality se fue de boca y lo llamó corrupto. Uy curuju.

Y la Blanca de Chucuito anda asada porque le metieron el cuento que iba a encabezar un programa de espectáculos con una exbataclana y al final el canal no dio luz verde al proyecto. Pobechita.

Ese Yuyo anda en buena racha y los malos momentos que vivió en el norte quedaron atrás. Lo único malo es que no es agradecido porque dizquen encontró equipo gracias a una mano amiga que le limpió la cancha para que estampe su rúbrica y cuando éste le pidió su cariño, el hombre hizo la de Michael Jackson y lo dejó tirando cintura. Todo un Canalla.

NO TE LO PIERDAS: Alianza Lima vs. Universitario: los divertidos memes que se vacilan del clásico peruano

Una manchita de exjuergueadores se juntaron para la inauguración de una cancha en Los Olvidos. Waly y Puchungo recordaron su paso por la pelotita y de paso mojaron la garganta con unos pomos del color del increíble Hulk. Más allacito Balán solo movía la cabeza, porque él siempre fue negado para empinar el codo, pese a que se crió y vivió en el puerto.

BUENO MI TEGEN, soy fuga. Mañana vuelvo con fuerza. ¡CHAUFA!

Síguenos en Facebook

Fútbol Internacional