13 de Junio del 2018 | 6:0 h

“Trabajamos doble turno para viajar de Italia a Rusia” [VIDEO]

La familia peruana es la más unida del mundo. Fiorella y Carlos, residentes en Italia, literalmente se “rompieron el lomo” para alentar a la selección, junto a sus hijos, en el Mundial

Enviados especiales: Carlos Salinas, Gustavo Peralta y Hugo Díaz


Más de 20 mil peruanos llegarán a Rusia de todas partes del mundo a tomar Moscú, la meca del Mundial. Perú es el octavo país que más entradas ha comprado con más de 43 mil boletos, una bestialidad y sorpresa total para la FIFA que no tenía este pronóstico en sus carpetas.

En nuestra última edición de “Me voy a Rusia” (y esperamos repetirla en Qatar 2022), presentamos a una familia peruana que ha tomado Italia como su nuevo hogar. Pero estando a miles de kilómetros de la patria, Carlos Silvera y Fiorella Ortega, encontraron un poco de refugio en la Selección Peruana, y cuando se clasificó no pudieron dejar pasar la oportunidad de sentirse como en casa acompañando a “La Bicolor” en el sueño mundialista.

PUEDES VER: Ricardo Gareca sobre la ‘Bicolor’ en Rusia 2018: “Perú está para competir y para aprender”

“Es un gran gasto pero decidimos irnos a Rusia desde Italia. Hemos trabajado bastante, incluso un poco descuidando a la familia, porque no podíamos descansar muchas horas. Sentimos que seguir a nuestra selección es un orgullo”, sostuvo Fiorella, que ama tanto el fútbol como su esposo y sus dos niños: Alessandra y Adriano.

Pero como todo final feliz, antes tuvo que tener pasajes duros y de esfuerzo. Llegar a Rusia no es nada barato, pero a punta de trabajo, la familia Silvera podrá cumplir su sueño.

“Para poder costear el viaje hemos trabajado doble turno por varios meses. Mi esposo hizo uno que otro cachuelo de sabado a domingo para poder juntar el dinero e irnos todos juntos. Nos vamos todos, los cuatro”, agregó Fiorella.

NO TE LO PIERDAS: Rusia 2018: Éstos son los sobrenombres de las 32 selecciones que estarán en la Copa del Mundo

Luego del sacrificio toca disfrutar. Los peruanos prometen pintar las calles de Saransk, Ekaterimburgo y Sochi de rojo y blanco. “Nos vamos al Perú vs Dinamarca. Salimos sorteados en la primera ronda y no lo podíamos creer”, finalizó. 

El fútbol es así. Une países enteros, todo por amor a nuestra identidad que es la patria. Y los peruanos llevaremos siempre, con orgullo, la camiseta de incondicionales.