24 de Diciembre del 2018 | 10:43 h

Neymar y su gusto por las navidades

La Navidad es un día especial para todos. Y uno de los que espera con ansias esta fecha es Neymar, quien siempre sorprende con una rareza en esta parte del año. El brasileño confiesa que en su hogar en Mogi das Cruzes no hubo carencias, pero tampoco lujos.

El crack del PSG reconoce que nunca pasó hambre, que en su casa lo que más sobraba eran los balones de fútbol, sin embargo su barrio figuraba con un índice de pobreza del 40% y el tráfico, consumo de drogas y la delincuencia habitaba en los alrededores.

Para Ney la Navidad es una fecha sumamente especial, por eso hace unos años sorprendió a todos al dejarse la barba y pintársela de blanco cuando aún defendía las sedas del Santos y con el Barcelona también la pegaba de Papa Noel y repartía regalos a los niños.

Una de las últimas locuras del brasileño fue aparecer a inicios de año con el torso desnudo y en plena nieve con un tradicional gorro de Santa. Muchos le criticaron su proceder, pues días después tenía un partido pendiente. Pero así es él, viviendo a su estilo la Navidad.

Te puede interesar

RESULTADOS