Columna: La ópera de Jalisco, el histórico Francia vs Brasil por los cuartos de final de México 1986

Lee la columna "Vivir para contarlo" con los mejores momentos de los Mundiales. En esta edición recordamos el Francia-Brasil, uno de los mejores partidos de la historia. 

Redacción :

Libero

30 Jun 2020 | 21:27 h

José Carlos Giles 
Editor de Líbero

Sentado en la tribuna oficial del Estadio Jalisco de Guadalajara, “Pelé” calificó el Brasil-Francia como “el partido del siglo”. Y lo decía el mejor de todos los tiempos, feliz de disfrutar de uno de los mejores Mundiales de la historia: México 1986.

Brasil fulminó en octavos de final a Polonia (4-0) y Francia acabó con Italia por 2-0. Entonces, el 21 de junio de 1986, en cuartos de final, los artistas se volvieron a ver las caras luego del 5-2 a favor del Scratch en Suecia 1958.

Dos generaciones ofrecieron un fútbol placentero a los sentidos. Zico, Sócrates y Junior; Platini, Giresse y Tigana sabían que jugaban su último Mundial. Dos escuelas de fútbol elegante, con rayos de perfección.

Si el sol trasladaba la vida al infierno por el calor de temporada, en la cancha el balón corría generoso y fluido. Brasil, el tricampeón mundial de la época, contra el vigente campeón de la Eurocopa 1984.

El primer gol de Careca llegó luego de una triangulación mágica. Minuto 17 y un “cañonazo” que derribó a Joel Bats, “Bats-man”, uno de los mejores del planeta. Pero Brasil volvió a cometer los errores del pasado y tras un centro de Rocheteau apareció Platini para celebrar sus 31 años con gol. Minuto 40 y un empate caliente (1-1).

El ballet continuó hasta el minuto 74, cuando Branco es derribado por Bats en el área y penal. Zico, quien recién había ingresado, tomó el balón y su disparo fue atajado por el gigante francés. El “Pelé blanco” jugó “tocado” por una lesión de ligamentos cruzados externos.

El encuentro concluyó luego de 120 minutos, con prórroga incluida. Tanda de penales. El tiro de Sócrates lo ataja Bats. Luego anotaron Stopyra, Alemao, Amoros, Zico, Bellone (el balón chocó al palo y el rebote le dio en la espalda a Carlos) y Branco.

Platini mandó el balón a las tribunas. Julio César pudo adelantar, pero su penal reventó el palo. Fernández puso el 4-3 y metió a Francia a otra semifinal. 

“Platini es sencillamente un genio, y es imposible marcar a un genio”, dijo Sócrates. Y Zico cerró su ciclo mundialista con una frase: “Para errar penales primero hay que tener la valentía de ejecutarlos”. Gracias ídolo.

Video recomendado

Te puede interesar

RESULTADOS